Vuelve un clásico de la música, los Conciertos al mediodía


Una buena noticia para los melómanos. Vuelve un ciclo que hizo historia en el ciudad de Buenos Aires. Los conciertos al mediodía, organizados por el Mozarteum argentino.

Todo empezó en marzo del año 1952 cuando un grupo liderado por los maestros Mariano Drago y Erwin Leuchter, el musicólogo y crítico Jorge D´Urbano, el compositor y musicólogo Juan Pedro Franze, el violinista Carlos Pessina y el compositor Carlos Suffern presentaron ante el Mozarteum de Salzburgo el proyecto para la fundación del Mozarteum Argentino.

El primer objetivo de institución, como puede leerse en su página oficial, fue realizar conciertos de música de cámara, orquestal y coral, destinados a difundir la obra de Wolfgang Amadeus Mozart, con mayor énfasis en sus creaciones poco conocidas o aún no estrenadas en Argentina.

Los Conciertos al mediodía del Mozarteum ahora se harán en el CCK.

Los pioneros

Jeannette Arata de Erize, junto a otros miembros de la institución, abrieron las puertas de sus hogares a músicos y a un número creciente de invitados durante las primeras cuatro temporadas del flamante Mozarteum Argentino. Desde ese momento, Arata de Erize decidió dedicar su vida a la actividad.

Un paso fundamental para el crecimiento de la institución sucedió cuando los conciertos se trasladaron al ámbito público en 1956.

El Museo Nacional de Arte Decorativo, el Museo de Arte Hispanoamericano Isaac Fernández Blanco y el Museo Nacional de Bellas Artes fueron los espacios iniciales que albergaron los conciertos de figuras notables del ámbito nacional e internacional como Friedrich Gulda, Linda Rautenstrauch, Henryk Szeryng, Carlos Pessina, el Quinteto Chigiano, Ljerko Spiller, Peter Lukas Graf, entre muchos otros.

La incitativa de organizar conciertos al mediodía, gratuitos y para todo público, comenzó nueve años después de la fundación de la institución.

El programa para el regreso

La violinista Heidi Schmid y el pianista Joseph-Maurice Weder abrirán el ciclo de Conciertos al mediodía.

La violinista Heidi Schmid y el pianista Joseph-Maurice Weder abrirán el ciclo de Conciertos al mediodía.

Dos intérpretes suizos, la violinista Heidi Schmid y el pianista Joseph-Maurice Weder, abrirán la 61a Temporada de los conciertos del mediodía (cuenta con catorce fechas programadas), el miércoles 27 de abril, a las 14, en el CCK.

El programa incluye la Tercera Sonata para violín y piano de Edvard Grieg y la Sonata en La mayor de César Franck, y se completa con dos miniaturas de compositores suizos, La minute exquise de Richard Dubugnon y Adagio…Von Einem Ganz Sonderbaren Goût de Roland Moser.

En el Colón, también

Más allá del regreso de este ciclo gratuito, el Mozarteum argentino festejará sus 70 años con más conciertos.

Después del impasse al que la pandemia obligó, presentará una temporada de siete conciertos en el Teatro Colón. La apertura, el 7 de mayo, constituirá el debut local del tenor polaco Piotr Beczala; junto al pianista Camillo Radicke, el cantante interpretará una selección de arias de ópera y canciones.

También en mayo regresará el Jerusalem Chamber Ensemble, con piano y dirección de Elena Bashkirova, junto a por Pablo Barragán (clarinete), Mihaela Martin (violín), Adrien la Marca (viola) e Ivan Karizna violonchelo (cello). Otro pianista destacado de nuestro tiempo, Nikolay Lugansky, actuará en junio junto a la Orchestre Philharmonique Royal de Liège dirigida por Gergely Madaras.

En agosto, el Mozarteum propone a la Jerusalem Symphony Orchestra. Danielle Akta tocará el primer concierto para cello de Haydn, en un programa que se completa con obras de Paul Ben-Haim y Tchaikovsky. En el podio estará el argentino Yeruham Scharovsky. Nelson Goerner, el pianista sampedrino residente en Suiza, volverá al país en septiembre, con obras de Chopin, Debussy y Albéniz.

La Orchestre Philharmonique Royal de Liège dirigida por Gergely Madaras estará en el ciclo del Mozarteum, en el Colón.

La Orchestre Philharmonique Royal de Liège dirigida por Gergely Madaras estará en el ciclo del Mozarteum, en el Colón.

La Deutsche Kammerphilharmonie Bremen se sumará a la temporada el 17 de octubre, junto al violinista alemán Christian Tetzlaff.

El cierre de la temporada estará a cargo del cellista holandés Pieter Wispelwey, que concretará la hazaña de tocar en una misma noche las seis suites para violoncello solo de Johann Sebastian Bach, de las que es un intérprete de referencia.

WD



Fuente