La mala hora de Santos, el equipo con el que Pelé conquistó el mundo y una ciudad que jamás volverá a ser la misma


Santos vive desde hace años una mala hora deportiva y económica, nublando el recuerdo de aquel equipo que Pelé, quien murió el jueves pasado a los 82 años, convirtió en una aplanadora del fútbol mundial a comienzos de la década de 1960. El club del que también emergieron Neymar y Rodrygo arrastra una sequía de diez años sin alzar un gran título. En ese tiempo, vio agigantarse a rivales locales como Flamengo y Palmeiras mientras hacía frente a una profunda crisis financiera e institucional.

Su ocaso se evidencia además en varias prohibiciones de la FIFA para incorporar a jugadores debido a pases impagos a otros equipos y en una deuda que en 2020 era de unos 132 millones de dólares al cambio actual.

Algo impropio para un club que, con O Rei a la cabeza, lo ganó todo en 1962 y 1963.En ese periodo fue bicampeón del Brasileirao, de la Copa Libertadores y de la desaparecida Intercontinental, donde venció al Benfica de Eusebio y al Milan de Amarildo, Giovanni Trapattoni y Cesare Maldini.


Una vista del estadio de Vila Belmiro, donde serán los funerales de Pelé.Foto: REUTERS/Diego Vara

“Contratar a un jugador con un salario de 1,5 millones de reales (283.000 dólares) por mes es muy fácil, lo difícil es pagar. Santos, lamentablemente, cometió ese tipo de errores”, dijo el presidente Andrés Rueda al portal brasileño Gazeta Esportiva en agosto.

Rueda fue nombrado al frente del Peixe en diciembre de 2020, cuando el equipo no podía incorporar a futbolistas por una sanción de la FIFA, pese a previos ingresos millonarios por la venta de jugadores surgidos en su reputada cantera, como Neymar (2013 al Barcelona) y Rodrygo (2018 al Real Madrid).

Santos también fue el club de otros jugadores famosos, la mayoría salidos de su academia mucho después del retiro de Pelé. La lista incluye a Elano, Zé Roberto, Giovanni, Robinho, Diego y Gabriel Barbosa.

Un homenaje a Pelé en el estadio Vila Belmiro. en Santos (Brasil). Foto: EFE/ Guilherme Dionizio
Un homenaje a Pelé en el estadio Vila Belmiro. en Santos (Brasil). Foto: EFE/ Guilherme Dionizio

El impedimento para contratar ya no existe y el endeudamiento ha bajado, de acuerdo con el presidente.Pero la gloria deportiva brilla por su ausencia para furia y tristeza de su hinchada, la novena más grande de Brasil con unos 2,2 millones de ‘torcedores’, según una encuesta publicada por el diario Globo en julio.

“La hinchada tiene todo el derecho de hacer eso (quejarse). No debe preocuparse por si el club tiene o no dinero, quiere lo mejor para el equipo y verlo ganar siempre”, afirmó el directivo.

Desde 2012, cuando venció a la Universidad de Chile en la final de la Recopa Sudamericana con Neymar en campo, el Santos no alza un gran trofeo.A partir de entonces, se ha tenido que conformar con obtener tres veces el campeonato estatal de Sao Paulo (2012, 2015, 2016), dos subcampeonatos ligueros (2016, 2019) y uno de la Copa do Brasil (2015) y de la Libertadores (2020). El Brasileirao le es esquivo desde 2004.

Remeras de Pelé para todos los gustos. Foto: AP
Remeras de Pelé para todos los gustos. Foto: AP

Muy poco para el recuerdo de un Pelé que ganó las dos únicas Intercontinentales del equipo, dos de sus tres Libertadores y seis (cinco de ellas consecutivas, entre 1961 y 1965) de sus ocho ligas.

El que muchos consideran el mejor futbolista de la historia, que apenas defendió tres camisetas en sus 21 años de carrera (Santos, New York Cosmos y la Seleçao), marcó 1.091 goles en 1.116 partidos con los albinegros, entre encuentros oficiales y no oficiales.

A la escuadra de la ciudad portuaria, con la cual recorrió el mundo junto a otras figuras como Coutinho, Gilmar, Pepe o Zito, llegó con 15 años y se fue en 1974.”Pelé llegó como un niño al Santos, en Vila Belmiro comenzó y salió de aquí como rey. Pasó a ser idolatrado no solamente por la nación santista, sino por todo el pueblo brasileño y todos los simpatizantes del fútbol”, aseguró Rueda el día de la muerte del exdelantero.

En Vila Belmiro, con capacidad para 16.000 personas, Pelé será velado con entrada pública entre el lunes y martes. El féretro se ubicará en el centro de la cancha del estadio Vila Belmiro. El último día será enterrado en un mausoleo de Santos en una ceremonia reservada a la familia. 

Las carpas por donde pasarán los deudos de Pelé. Foto: AP
Las carpas por donde pasarán los deudos de Pelé. Foto: AP

Santos, mucho más que una ciudad portuaria

Algunos de los principales políticos de Brasil, como el presidente Luis Inácio Lula da Silva, han vivido en la ciudad costera. Pero una de las principales atracciones turísticas de Santos es el Museo Pelé. Se ubica en la zona renovada de Casaroes do Valongo, cercana a la ciudad portuaria. Fue inaugurado en 2014 y atrae a decenas de miles de turistas.

Muchos visitantes son como Gisela Claudia, de 65 años y que llegó en un crucero para pasar la Nochevieja en la ciudad. “Es mi primera vez en Santos. Yo sólo vine en este crucero porque mi esposo quería visitar la ciudad de Pelé”, dijo Claudia.

Un hombre mira un mural en el que sobresale la imagen de la leyenda del fútbol brasileño Pelé, frente al estadio Urbano Caldeira en la Vila Belmiro, Foto: EFE
Un hombre mira un mural en el que sobresale la imagen de la leyenda del fútbol brasileño Pelé, frente al estadio Urbano Caldeira en la Vila Belmiro, Foto: EFE

“Por ahí anda perdido en el museo”, agregó en referencia a su marido. “Hay otras playas en este recorrido que son más bellas que ésta. Pero ninguna tiene esta historia del jugador más grande” del fútbol. El museo muestra algunos recuerdos restantes de Pelé: zapatillas, trofeos, medallas, camisetas.

Santos se volvió un destino frecuentado desde Nochevieja, en especial entre los habitantes de Sao Paulo que son admiradores de sus equipos, playas y algunas islas privadas donde se hacen fiestas.

Pelé por todos lados

Se prevé que tras la muerte del astro deportivo muchos nombres cambien en Santos. El primero será el puerto, al que le cambiarán el nombre a puerto Rey Pelé por decisión del nuevo gobierno federal.

La arquitecta María Tereza Myre Dores, una de las amistades más cercanas de Pelé y vecina de él en los últimos años de su vida en la ciudad cercana de Guarujá, dijo que el club y la ciudad de Santos no volverán a ser lo mismo.

Edson Arantes do Nascimento, en el lanzamiento del libro "Segundo Tempo", una compilación de la vida del jugador, escrita por el periodista Odir Cunha. Foto Xinhua.
Edson Arantes do Nascimento, en el lanzamiento del libro “Segundo Tempo”, una compilación de la vida del jugador, escrita por el periodista Odir Cunha. Foto Xinhua.

“Pelé era Santos. Él amaba a la ciudad, al club. Él los hizo mejores y les dio fama”, dijo Myre Dores.

“Todavía recuerdo las tardes que pasaba en su oficina firmando cartas y playeras para gente de todas partes. Una por una y regresándolas, incluso aquellas que sólo llegaban con tres palabras: Pelé, Santos, Brasil”, dijo la arquitecta. “Sin él, Santos es menos Santos”.

Homenajes

Pelé fue homenajeado con un minuto de silencio durante la ceremonia de asunción del presidente brasileño Inácio Lula da Silva.

El reconocimiento para Pelé fue impulsado por el Parlamento local, mientras que la Confederación Brasileña de Fútbol (CBF) informó que recibió la confirmación del presidente de la FIFA, Gianni Infantino, sobre su presencia en el funeral de “O Rei”.

Infantino acompañará a su homólogo de la CBF, Ednaldo Rodrigues, en la despedida a Pelé, que se llevará a cabo desde este lunes en el estadio del Santos, Vila Belmiro.

Con información de AFP/AP/ANSA

Mirá también



Fuente