Kulfas confirmó que en las próximas horas se anunciará un nuevo esquema



El ministro de Desarrollo Productivo, Matías Kulfas, sugirió que la próxima semana Argentina volverían a permitirse las exportaciones de carne vacuna, suspendidas desde el pasado 20 de mayo, aunque no lo confirmó. Los detalles se darían a conocer este viernes en un acto en la Casa Rosada.

La semana que viene queremos retomar el camino de la exportación de carne vacuna”, indicó Kulfas, quien ha avanzado que en las próximas horas el Gobierno presentará un nuevo esquema para las exportaciones argentinas.

“La idea es que a través del nuevo esquema de reglas de juego, que estamos terminando de diseñar, poder a partir de la semana que viene retomar el camino de la exportación, buscando garantizar la carne en la mesa de los argentinos. Queremos que todos los cortes populares estén a precios accesibles“, ha subrayado Kulfas en declaraciones a ‘El Destape’.

Asimismo, sostuvo que el objetivo es superar la barrera de tres millones de toneladas de carne al año producidas. “Si pudiéramos ir a un nivel de cinco millones, que es nuestro gran objetivo, en ese caso, podríamos garantizarnos tres millones de toneladas para el mercado interno que permitiría recuperar el consumo y al mismo tiempo podríamos contar con dos millones de toneladas para exportar, que sería el doble de lo exportado el año pasado”, subraya Kulfas.

Según trascendió de las reuniones entre Kulfas y el sector exportador, que habrá restricciones para exportar en lo queda de junio y en julio. Se podrá embarcar el 50% de los volúmenes que se exportan normalmente en un mes, que ronda aproximadamente las 65.000 toneladas.

El pedido de los exportadores fue que se permita seguir exportando los cortes de las cuotas que existen actualmente y que no fueron incluidos en el cepo, como la Cuota Hilton, Cuota 481 y la Cuota a Estados Unidos, Además, le pidieron que se incluya la carne Kosher que se envía a Israel. Cosa que el confían en que el Gobierno accederá a los pedidos favorablemente.

También se deslizó que se prohibirían 7 cortes que son consumidos mayormente en el mercado interno: asado de costilla, vacío, matambre, paleta, cuadrada,, tapa de asado y falda.

Mientras, los frigoríficos seguirán aportando carne (todavía se desconoce la cantidad) en conjunto con la Asociación de Supermercados Unidos (ASU) al programa de Precios Populares que actualmente llega a las 8.000 toneladas mensuales.



Fuente