filmó con Hitchcock, Welles, Chaplin, Scorsese y Renoir, y trabajó hasta el 2015


Norman Lloyd, el hombre que encarnó al villano que cayó desde la Estatua de la Libertad en Sabotaje, de Alfred Hitchcock y que trabajó con cineastas como Orson Welles, Charlie Chaplin, Bertolt Brecht, Martin Scorsese y Jean Renoir, murió a los 106 años.

El intérprete, director y productor, cuyo rostro alcanzó gran popularidad entre el público por dar vida al doctor Daniel Auschlander en la serie de televisión Hospital, falleció el pasado lunes 10 de mayo, en su hogar del barrio de Brentwood de Los Ángeles.

Su muerte fue confirmada por el productor y viejo amigo Dean Hargrove, según informó The New York Times. Lloyd comenzó a actuar cuando era muy joven en los escenarios de diversos clubes nocturnos.

Norman Lloyd, en 1974, en su rol de productor ejecutivo. Foto AP Photo/George Brich

Poco después comenzó a trabajar con Orson Welles en el Mercury Theatre de Nueva York en los tiempos de la Gran Depresión. La interpretación de Lloyd como Cinna, en una versión de Julio César, que Welles ambientó en la Italia de Mussolini le valió elogios.

Cuando Welles se mudó a Los Ángeles en 1940 para comenzar a rodar películas, el joven Norman Lloyd lo acompañó. Pero las cosas no fueron como ellos esperaban, y el primer proyecto cinematográfico de Welles resultó un fracaso.

Fue entonces que Lloyd, que estaba esperando un bebé con su esposa, la también actriz y compañera de trabajo Peggy Lloyd, no esperó a su amigo y colaborador y decidió buscar trabajo en otra parte regresando a Nueva York.

Una mala decisión que tuvo revancha

Es posible que la decisión de Lloyd no haya sido la más acertada, en ese momento, sobre todo teniendo en cuenta que el siguiente proyecto de Welles fue Ciudadano Kane, una obra maestra frecuentemente considerada la mejor película de todos los tiempos.

Sin embargo, aunque Lloyd perdió la oportunidad contar con un papel destacado en el mítico filme, logró que Hitchcock lo eligiera en Sabotaje para dar vida a Fry, un quinto columnista empeñado en atacar objetivos estadounidenses durante la Segunda Guerra Mundial.

Norman volvió a trabajar a las órdenes de Hitchcock en Recuerda (1945) y fue acumulando títulos con importantes cineastas como Jean Renoir (El sureño, 1945) Jacques Tourneur (El halcón y la flecha, 1950), y Charles Chaplin, en Candilejas.

Norman Lloyd, Katherine Emery y Dean Jagger en la producción de Broadway Everywhere I Roam (1938) Foto de dominio público

Norman Lloyd, Katherine Emery y Dean Jagger en la producción de Broadway Everywhere I Roam (1938) Foto de dominio público

Considerado uno de los mejores filmes de Chaplin, por su sensibilidad y originalidad, también fue el último que produjo Chaplin en los Estados Unidos, y se mantiene hasta el día de hoy como uno de sus filmes menos conocidos, debido a la censura impuesta en ese país por su anterior trabajo, Monsieur Verdoux.

Pero la carrera de Lloyd se extendió en el tiempo hasta épocas muy cercanas. de hecho, Lloyd trabajó en el filme de Martin Scorsese La edad de la inocencia, estrenado en 1993, y también rodó con Peter Weir La sociedad de los poetas muertos, estrenada en 1989 y protagonizada por Robin Williams.

En televisión, el artista dirigió varias de las entregas de la serie de suspenso de Hitchcock (ganó una Mención Especial por Alfred Hitchcock Presenta en el Festival de Cine de Venecia en 1985) y protagonizó Hospital, el mítico el drama médico de la NBC que contó con más de 130 capítulos.

Norman Lloyd posa en Los Angeles, antes de la proyección de La novicia rebelde, a los 50 años del estreno del filme, en 2015 y a los 99 años. Foto Chris Pizzello/Invision/AP

Norman Lloyd posa en Los Angeles, antes de la proyección de La novicia rebelde, a los 50 años del estreno del filme, en 2015 y a los 99 años. Foto Chris Pizzello/Invision/AP

Su último trabajo como actor tuvo lugar en 2014, cuando a punto de festejar el centenario de su nacimiento tuvo un pequeño papel en la comedia Y de repente tú, estrenada en 2015 y dirigida por Judd Apatow y protagonizada por Amy Schumer y Bill Hader.

Ese mismo año, Norman, que había nacido en Nueva Jersey el 8 de noviembre de 1914 con el apellido Perlmutter, en el seno de una familia judía que luego se mudó a Brooklyn, una caída lo decidió a dejar de jugar al tenis, que hasta entonces practicó dos veces por semana. El año anterior había dejado de manejar.

E.S.

Mirá también



Fuente