En Netflix, ¿por qué la gente ve Sospecha mortal?


Vaya uno a saber por qué Netflix sumó a su catálogo Sospecha mortal (The Informer), pero la presencia de Rosamund Pike bien puede ser una pista.

Al gigante del streaming Netflix le fue bárbaro con Descuida, yo te cuido, donde también estaba Peter Dinklage (Game of Thrones), por eso también tiene por ahí Radioactive (retitulada Madame Curie). con la actriz de Perdida como la ganadora del Nobel, desde hace unas semanas.

Y, como no hay dos si tres, llegamos a Sospecha mortal.

Joel Kinnaman, a quien veremos en “El Escuadrón Suicida”, es el protagonista. Foto Netflix

Pero veamos cómo llega usted a ver Sospecha mortal.

. Porque está en el puesto 6° de las 10 producciones más vistas en Netflix.

Rosamund Pike, cara repetida en Netflix: "Descuida, yo te cuido", "Madame Curie y ahora, "Sospecha mortal".

Rosamund Pike, cara repetida en Netflix: “Descuida, yo te cuido”, “Madame Curie y ahora, “Sospecha mortal”.

. Porque en el elenco están la nombrada Rosamund Pike, Clive Owen, Ana de Armas y el también músico Common (convengamos que al protagonista, el sueco Joel Kinnaman, de la serie The Killing, y la próxima El Escuadrón Suicida, aún no lo conocen muchos).

. Por su director, el romano Andrea Di Stefano (Escobar: paraíso perdido, en la que Benicio Del Toro era Pablo Escobar). Mmm…

. Por el título. Pero ¿Sospecha mortal? ¿Cuál?

¿De qué hablan?

Ana de Armas, a quien veremos en "Sin tiempo para morir", la próxima de Bond.  Foto Netflix

Ana de Armas, a quien veremos en “Sin tiempo para morir”, la próxima de Bond. Foto Netflix

Basada en una novela sueca, Tres segundos, el título original The Informer habla de un protagonista, Piotr o Pete Koslow, un exconvicto que así como es el mejor narcotraficante del General, un capo polaco del fentanilo, un opiáceo o droga conocida también como heroína sintética, también es eso, el informante del FBI.

Piotr o Pete tiene una linda familia (la cubana y ascendente Ana de Armas –Entre navajas y secretos, Blade Runner 2049, la próxima de Bond- es su esposa, y la hija del director hace de la suya) a la que quiere proteger a toda costa.

Clive Owen y Pike, los agentes del FBI. Foto Netflix

Clive Owen y Pike, los agentes del FBI. Foto Netflix

Le resta hacer un último trabajito para Erica Wilcox, la agente de FBI a la que le pone el cuerpo Rosamund Pike, que consiste en participar en una entrega, grabar al General y listo, se olvidan de su libertad condicional por asesinar a un hombre que piropeó a su mujer.

Porque Piotr estuvo en prisión, y allí terminará porque no solo el FBI tiene un infiltrado, sino también la policía de Nueva York. Y, como lo explican más de una vez, los federales y los agentes del orden no trabajan juntos ni se pasan data, y el poli infiltrado termina muerto en una entrega anterior.

Piotr debe volver a la cárcel... Foto Netflix

Piotr debe volver a la cárcel… Foto Netflix

Ahora los de la droga lo quieren a Piotr en la prisión Bale Hill (sí, ésa donde Piotr ya estuvo cumpliendo condena) para que maneje y controle la droga, y el FBI para que consiga los nombres de los compradores y los corruptos.

Una película, dos partes

Sospecha mortal, que insisto, no tengo la menor idea de por qué le pusieron ese título, está dividida en dos partes.

La primera y la que funciona mejor es la urbana, la que transcurre en las calles. La segunda es la carcelaria. Y tal vez porque allí adentro no están ni Pike, ni De Armas, ni Clive Owen, desaprovechado como el superior de Pike, la cosa no fluye tanto.

La esposa del protagonista no la pasa bien. Foto Netflix

La esposa del protagonista no la pasa bien. Foto Netflix

Hay peleas en la prisión, como corresponde, traiciones y faltas de palabras, alguna vuelta de tuerca y acciones algo tirada de los pelos.

Y también un agente de la División del Crimen Organizado, que está tras quién asesinó a su policía infiltrado.

El filme se divide en dos partes, una urbana y una carcelaria. Foto Netflix

El filme se divide en dos partes, una urbana y una carcelaria. Foto Netflix

Joel Kinnaman tiene un aire a Keith Carradine -si ustedes son cinéfilos y están por entrar en la edad de recibir la primera dosis de la vacuna contra el coronavirus, saben de quién hablo- y tanta fuerza como para abollar su camioneta 4×4 con solo pegarle un pequeño puñetazo.

¿Es buena Sospecha mortal? Al comienzo entretiene, y cuando las cosas se le complican a Piotr, ya es cualquiera.

“Sospecha mortal”

Buena

Thriller. Reino Unido/ EE.UU., 2019. Título original: “The Informer”. 113’, SAM 16. De: Andrea Di Stefano. Con: Joel Kinnaman, Rosamund Pike, Ana de Armas, Clive Owen. Disponible en: Netflix.

Mirá también



Fuente