Advierten que se ven caries más graves en los chicos por el impacto de la pandemia


“Entre el 60 y el 90% de los escolares tienen caries en el mundo”, dice a Clarín la doctora Carla Masoli, basada en estudios de la Organización Mundial de la Salud (OMS). Y señala que el problema “persiste” a nivel nacional e internacional.

Masoli es especialista en odontopediatría. Es la actual presidente de la Asociación Odontológica Argentina (AOA) y, desde ese rol, trabaja en conjunto con universidades y entidades como la Confederación Odontológica de la República Argentina (CORA).

La experta asegura que, en los consultorios, las caries se ven con mucha frecuencia. Y que están en ascenso los casos de gravedad.

“Durante la pandemia del Covid-19 aumentó la severidad debido a que los padres no podían llevar a los chicos a los consultorios. Había menos atención y se atendían solamente urgencias”, comenta Masoli.

“Esto hizo que la enfermedad se fuera complejizando. Se vieron casos de chicos con múltiples infecciones, con abscesos (cavidades donde se acumula pus), con procesos de mayor gravedad”, continúa.

¿Cuántas caries tienen los chicos?

La médica comenta que, según la OMS, los chicos en edad escolar tienen en promedio entre 1 y 2 caries en sus bocas. Sin embargo, en nuestro país, el número supera la media global.

“Los últimos datos en Argentina arrojan que el promedio en chicos en dentición permanente es de entre 3 y 5 caries por boca”, indica.

“O sea que el promedio de caries en la cavidad bucal en los niños en Argentina es superior y está en valores similares a los países subdesarrollados“, completa Masoli. 

Es recomendable supervisar el lavado de dientes de los niños. Foto Shutterstock

“Existen mayores factores de riesgo desde el punto de vista social y cultural que hacen que la población tenga mayor riesgo de que se desarrollen caries”, continúa. Por ejemplo, influyen en su aparición el nivel educativo y el acceso a la salud. 

Además, según la especialista, se ven caries tempranas. “Hay regiones de nuestro país donde, por razones culturales, se dan los chupetes con miel o azúcar a muy temprana edad y esto hace que haya caries en estadios muy iniciales”, advierte.

Por qué es grave tener caries

El manual “Poner fin a la caries dental en la infancia”, publicado por la OMS el año pasado, informa que esta enfermedad influye “significativamente” en las personas, las familias y las sociedades.

Según el organismo, la caries en la primera infancia (es decir, en menores de seis años) afecta a los dientes de leche y los dientes permanentes, así como a la salud general y la calidad de vida durante toda la vida.

El consumo de azúcares es un factor determinante de las caries. Foto Shutterstock.

El consumo de azúcares es un factor determinante de las caries. Foto Shutterstock.

Tiene factores de riesgo en común con otras enfermedades no transmisibles (ENT), por ejemplo, una elevada ingesta de azúcar, y con las enfermedades relativas a otros trastornos de salud, como la obesidad.

La caries dental -señala este manual- puede dar lugar a abscesos y dolor de muelas, lo que podría dificultar la masticación y el sueño de los niños. Mientras que los casos graves se asocian con deficiencias del crecimiento.

Además -continúa la OMS- la caries en la primera infancia es una carga económica para la familia y la sociedad, ya que el tratamiento con anestesia general para una reparación dental amplia es “particularmente costoso”.

Cómo se previenen las caries

Para Masoli, un problema es la falta de promoción y prevención en salud bucal. “Si bien existen campañas no son suficientes, ya que la prevalencia de caries es muy alta”, señala.

“Los padres traen a los chicos a los consultorios una vez que la lesión ya está establecida, cuando la ven ya en boca. Y no para hacer prevención, que hay muchas medidas”, lamenta la odontopediatra.

Hay que cepillar desde que aparece el primer diente primario. Foto Shutterstock

Hay que cepillar desde que aparece el primer diente primario. Foto Shutterstock

¿Qué puede hacer la familia para evitar la aparición de caries en los chicos? Existen varias estrategias, como por ejemplo:

* Higiene bucal. Lo ideal es que se laven los dientes después de cada comida. Entonces -si hacen desayuno, almuerzo, merienda y cena- serían cuatro veces por día. 

* Empezar desde chiquitos. Los padres deberían cepillar a sus hijos desde que empieza a aparecer el primer diente primario. En esa etapa, alcanza con el cepillado. Luego, cuando aprenden a salivar y tragar (alrededor de los 4 o 5 años), se incorpora la pasta dental. 

​* Uso de fluoruros. Elegir una pasta dental que contenga fluoruro, entre 1000 y 1450 partes por millón (ppm). Es un dato que figura en el envase, entre los componentes del producto.

* Educación alimentaria. Seguir una dieta baja en hidratos de carbono (azúcares y almidones), que es un factor determinante de las caries.

* Controles médicos. En los consultorios se puede prevenir con topicaciones con fluoruro y usando estrategias como la promoción y la prevención en salud.

Tratamientos para las caries

La doctora Masoli dice que existen dos tipos de tratamientos: los preventivos y los curativos.

“No hay un tratamiento ideal para cada momento o cada tipo de caries, sino que hay que ver el contexto de ese niño y de esa familia, sus componentes culturales, educativos, económicos”, explica.

Los tratamientos que se realizan son restaurativos o curativos, con distintos materiales de acuerdo a la extensión y severidad de la lesión. 

“Hay factores que son determinantes y otros que son de riesgo que pueden influir en la selección del tratamiento adecuado para esa pieza dentaria”, concluye la especialista.



Fuente